sábado, 4 de agosto de 2012

*19

-Por lo visto mi novio, el de ella y el de quien sabe cuantas mas.. -contesté de la misma manera.
-Entonces ¿no sabeis cuanto van?
-Si, si, yo si que lo se, van dos a uno, tranquila, tu novio -y una sonrisa de burla me salio sin poder evitar- no ha hecho ningún gol.
-Muchas gracias!
-Y... ¡Oye! -dijo Claudia que hizo que Ariadna se girara- Sin meterme mucho en tu vida, ¿Cuanto llevas con Da, ups!- dijo por lo bajini- con el numero tres?
-Exactamente no lo se, queremos ir poco a poco pero mas o menos dos semanas o así.
-Hace dos semanas fue cuando discutió contigo, ¿No Vero? -volvió a susurrarme a la oreja.
-Si, discutimos por la mañana.
David volvió a mirarnos a las tres con la misma cara y esta vez ya sabia porque nos miraba así. 
El tiempo pasaba y sin darnos cuenta tan solo faltaban cinco minutos para finalizar el partido. Mi cabeza desde hace rato da vueltas... No se que hacer, darle un beso a David para que se de cuenta esa tal Ariadna de que es su segundo plato o dejarlo definitivamente.
Creo que me decidiré por la segunda opción...
El arbitro indica el final del partido, veo como se dan las manos entre los dos equipos y todos se van a duchar.
Nos levantamos Claudia y yo de las sillas y vamos a la entrada del campo, alli esperare a David, se ha pasado esta vez... Salen y salen chicos de aquel vestidor pero en ningún sitio veo a David.
¡Por fin! Sale David del vestidor, veo como viene corriendo Ariadna, me da rabia hasta su manera de correr, que inocente la pobre que no sabe que la ha estado engañando estas semanas, aunque también me ha estado engañando a mi. Voy hacia el y antes de que Ariadna le de un beso lo cojo del brazo y me lo llevo dejando solas a Claudia y Ariadna.
-¡Oye! ¿Porque se lleva a David? ¿Se conocen?
-Si que se conocen maja, sí...




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.