jueves, 8 de diciembre de 2011

*13

Estaba soñando que empezaba a correr con un montón de gente hasta llegar al mar, donde se tiraban todos y disfrutaban un rato del agua veraniega.
Se despertó decepcionada, no era verano, es mas, hacia un frío de muerte. No había mucha gente a su alrededor, tan solo sus padres, su hermano yo y mi novio David.
Se iba aclarando el día y todos teníamos un poco de sueño, no habíamos dormido de lo contentos que estábamos de que por fin estuviera bien. Nos quedamos toda la noche hablando en aquella sala donde volvía a estar, habitación 397. Con todo lo que había pasado en tan solo una tarde todos creían que nunca mas se volviera a subir a una moto. Cuando se volvió a despertar nos estuvo explicando que en el hospital la acogieron muy bien durante esos días que había estado consciente, su compañera de habitación que estuvo con ella poquitos días, compartió con ella las experiencias de su vida al igual que Laura. Se acomodo en la cama y siguió explicándonos sus historias... Su hermano Luis nos acompaño una media hora mas y se marcho al trabajo y David también tuvo que marchar a trabajar. Nuca me he quejado de que trabaje, pero me parece injusto que haga tanto para merecer tan poco...
En el momento en el que Laura tuvo la necesidad de ir al lavabo todos nos dimos cuenta de un pequeño problema...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.